ACQUA DI PARMA

Acqua di Parma se estableció en 1916 en Parma, Italia, una ciudad históricamente reconocida por la música, la moda y las artes. La primera fragancia de la etiqueta, Colonia, fue utilizada por los sastres locales para perfumar ligeramente los trajes personalizados antes de entregarlos a los clientes de la alta sociedad. Fabricadas con cariño por hábiles artesanos, las fragancias de Acqua di Parma y las botellas clásicas inspiradas en el Art Deco celebran la tradición de ligereza y simplicidad de la marca.


Sinónimo de elegancia italiana y dedicación a la artesanía, los perfumes, colonias y fragancias para el hogar Acqua di Parma han sido fabricados exclusivamente en Italia con los ingredientes de la más alta calidad. El éxito internacional llegó en la década de 1930, cuando las leyendas de Hollywood descubrieron la fragancia durante sus viajes a Italia y ayudó a establecer Acqua di Parma como un símbolo de la elegancia italiana.